Categorías
Ser mujer

Aprendiendo a cuidar mi piel con Olay

Hace algunas semanas recibí una invitación de Madresfera para asistir a una Beauty Masterclass con Olay en la que aprendería a cuidar mi piel. Normalmente solo acudo a eventos blogueros que tienen que ver con la crianza en sentido estricto pero, con lo que me gustan a mí las cremitas -y teniendo en cuenta que por ser madre no he dejado de ser coqueta-, no pude resistir la tentación de apuntarme. Y allá que fui 🙂
OLAY_bienvenidad-madresfera

Categorías
Ser mujer

Responsabilidades

Parece que con la maternidad la consciencia con respecto a nuestro día a día se despierta. Tengo amigas que no han necesitado convertise en madres para ello, pero, en la mayor parte de los casos, esa toma de conciencia y la necesidad de cambio en nuestra vida han venido de su mano. ¿A qué me refiero? A darse cuenta de que no podemos poner en manos de alguien externo, en la mayor parte de las ocasiones las autoridades, la toma de decisiones en nuestro hogar. Que no vale pensar que esa silla de auto es segura porque está homologada, que esa mochila es buena porque se vende, que las salchichas no son insanas porque llevan un sello del ministerio. Eso forma parte de nuestras responsabilidades, no sólo como padres, sino también como personas.responsabilidades

Categorías
Ser mujer

Previsiones

Naces mujer y por ende se te supone la capacidad de gestar, alumbrar y alimentar a una criatura de tu especie, es lo lógico, y con la llegada a la pubertad y el primer sangrado menstrual la suposición se transforma en certeza. De la mano de las primeras relaciones sexuales aparecen los medios para no quedarse embarazada: los condones, luego las pastillas, anillos o Dius (casi siempre cuando la pareja ya es estable). Múltiples opciones para no convertirte en madre, porque no ha llegado el momento, que ser madre es algo que se planea, con calma: primero has de acabar tus estudios, después encontrar un trabajo estable, puede que pasar por el altar (aunque no sea necesario) y mientras vas cumpliendo hitos tu historia de pareja se acaba y te pones en los treinta casi volviendo a empezar.